Efeméride 24 de junio de 2024

Pioneros del nacionalismo vasco en Nafarroa

El 24 de junio de 1910 se inauguró la primera organización nacionalista vasca de Nafarroa: el Centro Vasco de Iruñea.

Pioneros del nacionalismo vasco en Nafarroa

Los miembros de su primera Junta Directiva fueron: Antonio Irurzun (presidente), Leopoldo Garmendia (vicepresidente), José Lampreabe (tesorero), Manuel Aranzadi (Secretario) y, como vocales, Serapio Esparza, Enrique Zubiri y José Zalba.

En diciembre de ese mismo año se procedió a la elección del primer Napar Buru Batzar (NBB)  que fue presidido por Estanislao de Aranzadi. 

Poco tiempo después, y desde ese primer batzoki, se gestó Napartarra, el semanario que acompañaría, durante 1911-1919 el quehacer político de los primeros jelkides navarros.

Pero no resultaba fácil abrirse camino en la Navarra de 1910. Su rápido crecimiento, manifestado en la expansión a  otras poblaciones como Urroz, Puente la Reina, Estella o Baztán y en su entrada en el Ayuntamiento pamplonés, les conllevó la animadversión  tanto del carlismo como del variado conservadurismo navarro.

A pesar de las críticas y ataques derechistas, el PNV fue creciendo y desarrollándose desde este primigenio núcleo iruñarra. En la misma capital obtuvieron sus primeras actas políticas, a través de las elecciones municipales. La entrada, gracias a ellas, de Santiago Cunchillos, Félix García Larratxe y Francisco Lorda Yoldi desde finales de 1917 en el Consistorio pamplonés conllevó no sólo una modernización en la agenda política de la capital (abordar los problemas del 2º Ensanche y con la Casa Misericordia, las casas baratas, el precio del pan, etc.), sino también el planteamiento, sobre nuevas bases, de las reivindicaciones forales y autonomistas. 

El crecimiento del grupo municipal pamplonés, con la presencia en el mismo, además de los antes citados, de concejales de la talla y prestigio de Serapio Esparza, arquitecto autor del Segundo  Ensanche, del renombrado pintor Javier Ciga o del reconocido geógrafo y profesor Leoncio Urabayen, reflejaron el buen hacer del pionero nacionalismo jelkide en Pamplona.

Foto del primer Batzoki, en la calle San José. Cuatro años más tarde se trasladaría a la calle Zapatería.